Noticia

Odebrecht, la guerra de audios

La defensa de los procesados busca la forma de excluir la prueba madre del caso. La Fiscalía cuenta con una vía para blindar su caso: interrogar al delator.

Expreso - Andersson Boscán 18/08/2017

José Conceiçao Santos, se ha convertido en el epicentro del terremoto jurídico y político que han desatado los audios y vídeos que entregó a la Fiscalía. Su voz, con español masticado, es la pista más certera del todopoderoso delator de Odebrecht. Foto: Expreso

José Conceiçao Santos, se ha convertido en el epicentro del terremoto jurídico y político que han desatado los audios y vídeos que entregó a la Fiscalía. Su voz, con español masticado, es la pista más certera del todopoderoso delator de Odebrecht. Foto: Expreso

Escollo en el litigio. La mayoría de los procesados, en la primera tanda de capturados del caso Odebrecht, apunta su defensa hacia la desactivación de la principal herramienta de la Fiscalía: los vídeos y audios entregados por el cooperador C-1 de Brasil, que coprotagonizan los hoy detenidos.

Es un movimiento legal. Algunos de los abogados de la defensa, consultados por EXPRESO bajo condición de reserva por tratarse de estrategias procesales, aseguran estar valorando la posibilidad de, llegado el momento, solicitar al juez del caso la exclusión de la prueba.

La figura es posible, según los expertos. Pero para lograrla, los defensores deberían probar que se ha roto la cadena de custodia de la denominada ‘prueba madre’. Esto es, que el fiscal general Baca Mancheno, quien recibió la información del delator en un pendrive durante su viaje a Brasil, el 1 de junio, no actuó según los protocolos internacionales para garantizar que la @@prueba@@ fuera custodiada y no alterada. La otra vía es demostrar que los audios y vídeos, que han pasado ya satisfactoriamente los procesos periciales, han sido editados y manipulados.

Leer más aquí

Fuente Original

Tweets