Ecuador en las Noticias

Por qué la popularidad de Moreno va de mal en peor

Moreno y sus estrategas no han encontrado una locomotora conceptual y política para mantener el capital político que es clave para sacar el país

4pelagatos - José Hernández 11/01/2019

Foto: 4pelagatos

Foto: 4pelagatos

El Presidente Moreno decidió no enviar una delegación a Venezuela para la posesión ilegítima del dictador Maduro: un acierto.

El Presidente Moreno recula sobre el alza de los combustibles y modifica su propio decreto: un error que resta autoridad a su gobierno.

Quizá eso explica por qué baja en los sondeos. Lenín Moreno es tan indeciso que milita contra su propia función que es generar certezas. Se distanció de Correa y eso le valió adhesiones. Pero, al mismo tiempo, protegió amigos suyos, correístas corruptos  como Richard Espinosa, que casi quiebra al IESS. O como María Fernanda Espinosa, que defendió las dictaduras de Venezuela y de Nicaragua que, ahora, finalmente, él condena.

Moreno ha quemado parte de su capital político por esa actitud vacilante que lo lleva a declarar que es un Presidente que hace lo que nadie se atrevió a hacer (meterse con los subidios a los combustibles) y, dos días después, recula ante la presión de transportistas que, sin pestañear, amenazaron con caotizar el país si él no daba marcha atrás.

Leer más aquí

Fuente Original