Ecuador en las Noticias

La huella de Alianza PAIS se va difuminando en el gabinete

El 80 % de funcionarios heredados dejaron el gobierno en un año y ocho meses. El panorama económico obliga al Ejecutivo a refrescar la lista de aliados.

Expreso - Carlos Roberto Rueda 30/11/2018

Foto: Expreso

Foto: Expreso

Un nuevo lavado de cara está en proceso. A 18 meses del inicio de su mandato el presidente Lenín Moreno continúa buscando el equilibrio dentro de su gabinete ministerial al que aleja, cada vez más, de su origen político.

Sorpresivamente, a falta de un mes y medio para finalizar el año (lo habitual son dos semanas antes), el mandatario solicitó la renuncia de sus ministros y colaboradores más cercanos. La ratificación o separación de algunos nombres fue inmediata.

Ese fue el caso del ahora exministro de Educación Fander Falconí, a quien el mandatario le aceptó la dimisión apenas cuatro días después de que puso a consideración el cargo.

De los 23 funcionarios de alto nivel que tuvieron continuidad entre el anterior gobierno y el de Moreno, cerca del 80 % ya no forman parte del Ejecutivo en la actualidad. Falconí engrosó esa lista desde el lunes pasado, tras criticar la reducción de fondos para educación en la proforma presupuestaria 2019.

Quienes han sobrevivido a los desplazamientos de los simpatizantes y militantes del bloque verde flex son la secretaria jurídica de la Presidencia, Johana Pesántez; Paúl Granda, que pasó de Obras Públicas a la Secretaría de la Política; Verónica Espinosa, que ocupa la cartera de Salud; y Alexandra Ocles, en la Secretaría de Riesgos.

El analista político César Ulloa considera que ese alejamiento de PAIS de los cargos en los que se toman decisiones tiene una intención: “Hay una transición en la que no se busca cauterizar las heridas que acarrea el movimiento oficialista, sino agudizarlas y de esta manera borrar de raíz las huellas de los liderazgos pasados”.

Leer más aquí

Fuente Original