Arbitraje:
Reclamos Comerciales

Arbitraje: Reclamos Comerciales

En 2006, Chevron presentó una demanda ante la Corte Permanente de Arbitraje de La Haya alegado que Ecuador violó sus obligaciones bajo el Tratado Bilateral de Inversiones (TBI) entre EE.UU. y Ecuador, entre otras razones, al obligar a Texaco Petroleum Company (TexPet) a suministrar petróleo por debajo del precio del mercado al gobierno ecuatoriano para consumo nacional.

Ver más
“Fraude flagrante”: Chevron gana el fallo de la Corte de La Haya sobre demanda en Ecuador por US$ 9.500 millones / Foto: Shutterstock

“Fraude flagrante”: Chevron gana el fallo de la Corte de La Haya sobre demanda en Ecuador por US$ 9.500 millones / Foto: Shutterstock

Chevron ha ganado otra batalla en su disputa en una demanda de US$ 9.500 millones presentada contra la importante compañía estadounidense por parte del gobierno de Ecuador en lo que ha sido una lucha de años entre las partes en disputa por reclamos de daños ambientales.

La Corte de Distrito de La Haya en Los Países Bajos confirmó el miércoles un fallo de 2018 de un tribunal internacional que respaldó al gigante petrolero con sede en San Ramón, California y en contra de la administración de Quito.

El laudo unánime del miércoles confirmó en su totalidad el laudo arbitral anterior. El laudo arbitral de 2018 determinó que la sentencia anterior de US$ 9.500 millones contra Chevron era fraudulenta.

El caso surge de las acusaciones de los pobladores ecuatorianos de que Texaco, la cual Chevron compró en 2001, había contaminado el medio ambiente en 1964 y 1992. En 2011, el abogado de los aldeanos, Steve Donziger, ganó una sentencia de US$ 18 mil millones, que luego se redujo a US$ 9.5 millones.

Sin embargo, en 2014, un juez de distrito de los Estados Unidos en Nueva York mencionó que Donziger y su equipo legal habían utilizado el soborno, la coacción y el fraude para obtener el fallo. A Donziger también se le prohibió ejercer la abogacía en Nueva York a principios de este año.

En un comunicado, el miércoles, Chevron declaró que «”el tribunal de arbitraje internacional [2018] determinó que el equipo legal de los demandantes obtuvo una sentencia ecuatoriana de US$ 9.500 millones contra Chevron mediante un flagrante fraude y corrupción, incluyendo el soborno del juez principal y la manipulación de la redacción del fallo”.

Añadió: “Declaró que la sentencia era inválida según el derecho internacional”.

El tribunal también determinó que la subsidiaria de Chevron “había completado un programa de remediación ambiental supervisado y aprobado por la República del Ecuador y que la República emitió los reclamos ambientales en los que se basó la fraudulenta sentencia ecuatoriana”.

Chevron continuó: “Cualquier responsabilidad por las condiciones ambientales actuales en Ecuador recae en la empresa petrolera estatal, que continúa operando en la misma zona actualmente”.

El gigante estadounidense añadió que el arbitraje con Ecuador se encuentra “ahora en su etapa final”, con dicha empresa intentando recuperar la suma de los gastos en los que ha incurrido en la disputa con Ecuador. (Derechos de autor)

Fuente Original

Notas Relacionadas